Busqueda en el Blog

domingo, 26 de julio de 2015

Pastel de tres leches fácil





Hola golosillos, golosillas y a todos en general!!  Ya sabéis que a mí el calor no me para y mi horno sigue echando humo je je… aunque esta receta que os traigo hoy inspirada en la receta de Laura de Sophie Bakery se come fresquita y directamente del frigorífico…

Os aseguro que con esta receta que es muy de andar por casa y no es de altos vuelos, vais a estar abriendo y cerrando la nevera sin parar hasta acabaros este delicioso manjar!! Avisados quedáis, ¡eh!

Os cuento ya los ingredientes sin más preámbulos que además es una tarta muy sencillita de hacer, lo único que eso sí debéis prepararla de un día para otro.

Y  como BSO para bajar esas supermegacalorias que lleva esta receta os dejo el Shake it Off de Taylor swift, espero que os guste!! Da un rollo muy bueno!

Ingredientes para 6 personas o 4 si sois muy glotoncillas je je

Para el bizcocho:
  • 3 huevos M.
  • 120gr de harina.
  • 60gr de azúcar blanquilla.
  • 1 teaspoon de levadura química.


Para “emborrachar” el bizcocho:
  • 110ml de leche condensada
  • 110ml de nata liquida.
  • 110ml de leche evaporada.


Para la cobertura:
  • 120ml de nata fresca  para cocinar espesa (la de mercadona está muy bien)
  • 50gr de azúcar glass
  • 1 teaspoon de vainilla en pasta de Madagascar Nielsen (a poder ser je je).


Para la salsa de caramelo salado:
  • 50gr de azúcar blanquilla
  • 15gr de mantequilla.
  • 75ml de nata liquida.
  • 1 pizca de sal en escamas o normal


No os asustéis que es muy sencillo ya veréis..



Elaboración:

Empezaremos añadiendo las yemas junto con el azúcar en un bol y las espumaremos con unas varillas hasta que quede bien espumosa la mezcla. Por otro lado llevaremos las claras a punto de nieve en otro bol. Cuando tengamos ambas mezclas a punto  incorporaremos con cuidado con una espátula las yemas a las claras con movimientos envolventes hasta que estén integradas.

Después agregaremos la harina y la levadura a poquitos previamente tamizadas, con sumo cuidado con la espátula hasta que quede todo integrado y sin grumos.

Engrasamos un molde de cerámica ya que después lo usaremos para que embeba la mezcla de leches, y echamos la mezcla en su interior. Introducimos en el horno precalentado a 170ºc arriba y abajo y lo hornearemos uno 20-25 minutos dependiendo de vuestro horno, como siempre comprobad con un palillo su cocción antes de retirarlo del horno.


**Consejo: El molde que usé es de unos 29cm x 18cms aprox. (pensad que es ovalado). Si lo queréis más grande doblais las cantidades de todos los ingredientes y ya está! pero como es un peligro para los golosos!!  creo que hay de sobra con esta medida!! je je

Dejaremos enfriar antes de pasar al siguiente paso.



Embeber de leche el bizcocho:

Mezclamos bien con unas varillas las tres leches y pinchamos con un palillo el bizcocho ya frio por toda sus superficie. Debemos hacer bastantes orificios para que filtre bien luego el liquido. Una vez hecho esto con cuidado vertemos la mezcla de las tres leches por todo el bizcocho repartiendo bien por toda la superficie con un pincel. Taparemos con papel film y dejamos en el frigorífico toda la noche para que se embeba por completo todo el líquido.

Preparación de la crema de cobertura:

Al día siguiente cogemos la nata espesa que como dije no es lo mismo que la nata liquida; es una nata espesa que está a la venta en la sección de refrigerados y en Mercadona hay una que da muy buen resultado. La batimos con cuidado junto con el azúcar glass y la vainilla en pasta y lo repartimos con una espátula por toda la superficie del bizcocho. ( no os preocupéis si queda irregular, así quedará más rustico!).



Elaboración del caramelo salado:

Ponemos en un cazo el azúcar y dejamos que se derrita, una vez el caramelo coja un color ambar y se haya disuelto por completo añadimos la nata y la mantequilla y la sal sin dejar de remover hasta que no queden grumos. Después añadimos la mezcla con un dispensador y dejamos enfriar hasta servir.

¿Fácil no?...

Lo mejor es que está delicioso y se come fresquito… y lo peor es que es un vicio como os decía y un no parar.. Ahh y como decoración se pueden añadir unas Maltessers aunque yo usé de marca blanca pero le dan un crunch que le va genial!!

Os animo a que la preparéis y disfrutéis de este manjar de Dioses!!




Un dulce abrazo!!