Busqueda en el Blog

martes, 5 de mayo de 2015

Carrot Cake II (Día de la madre) con cheese frosting cómo se hace?

Carrot Cake II versión mejorada;





Ahora me decidí a hacer la carrot cake II y os dejo aquí el resultado! Ésta era para el día de la madre y os puedo asegurar que a mi madre le fascinó!  




Os aseguro que os pondré un post con la técnica de cómo hacer flores con royal icing y pasta de modelar... pero aquí podéis ver el resultado!


INGREDIENTES DEL BIZCOCHO 18cms diametro:




  • 115 gr de aceite de girasol o de mantequilla sin sal.
  • 200 gr de azúcar.
  • 1 cucharadita de canela
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada1 y
  •  1/2 cucharadas de leche
  • 2 huevos L
  • 170 gr de zanahoria rallada. (Si al rallarla veis que suelta mucha agua escurrirla un poco con papel de cocina).
  • 200 gr de harina de repostería o normal.
  • 1 cucharadita de jengibre en polvo.
  • 50 gr de nueces ( a trocitos y previamente las enharinamos un poco para que no se nos hundan en el bizcocho*)
  • 1 cucharaditas de vainilla en pasta de madagascar (Nielsen o similar).
  • 1 cucharadita de bicarbonato.
  • 1/2 sobre de levadura química Royal.


INGREDIENTES PARA LA CHEESE FROSTING:





  • 600gr de azúcar glass extrafino o azúcar ICING de venta en tiendas especializadas* (*Manenas en BCN)
  • 250 gr de mantequilla sin sal a punto pomada.
  • 200 gr de queso fresco tipo Philadelphia. (Escurrimos el agua que a veces lleva, no nos interesa).
  • 1 cucharadita de vainilla en pasta de madagascar (Nielsen o similar)3 o 4 gotitas de esencia de limón.
  • 250 gr de mantequilla sin sal a temperatura ambiente.
  • 400gr de Icing sugar.
  • 500gr de queso crema (Estilo Philadelphia) **Truco: Usad el de la marca Hacendado, es el mejor que he encontrado, tiene una consistencia única, mejor que el de marca!
  • 1 teaspoon de vainilla en pasta
  • 4 gotitas de esencia de limón.
**Versión mejorada de la cheesse frosting.

ELABORACIÓN;



Bien lo primero de todo es empezar a batir con unas varillas eléctricas a poder ser los huevos con el azúcar (ojo no dejemos el azúcar y los huevos demasiado tiempo sin empezar a batir que se nos quema el huevo!), hasta llegar a conseguir una blanquilla es decir una mezcla bien montada de azúcar y huevos donde al dejar caer la varilla con algo de masa el hilo que caiga quede dibujado unos segundos en la superficie del resto.


Este es el punto ideal que necesitamos; aproximadamente unos 5 minutos de batido!. A continuación seguimos batiendo y con sumo cuidado  y a modo hilo vamos echando el aceite de girasol al cual le hemos agregado la vainilla hasta que poco a poco la mezcla lo vaya incorporando. ( si vemos que le cuesta incorporarse, dejamos de echar aceite o mantequilla fundida (ya templada por supuesto), y seguimos batiendo hasta que quede todo incorporado.) Así hasta echar todo el aceite.


Bien ahora colocaremos en un bol la harina, las especias, el bicarbonato, y la levadura. La cuestión es apropiarse de un tamiz o con un colador grandecito echar la mezcla de harina, especias etc. En tres tandas y todo tamizado a nuestra blanquilla de huevos azúcar aceite y vainilla que ya tenemos batida. ¿Por qué tamizamos? Porque queremos que nos quede una mezcla esponjosa, que no caigan grumos en la mezcla… Cuando hayamos tamizado la primera tanda de elementos secos con una espátula o lengua pastelera, con movimientos envolventes hasta que quede incorporado*. Así posteriormente con las otras dos tandas de tamiz.


*TRUCO: En los pasteles no conviene desarrollar el gluten al contrario de lo que ocurre con las masas de pan, bollería etc, donde la harina necesita de muchos “meneos”, es interesante no marearla en exceso ya que no queremos que desarrolle mucho el gluten… Si tenéis un robot de cocina estilo Kitchen Aid podeis usar el accesorio en forma de K para mezclar a velocidad suave y os ayudara a mezclar mejor. No obstante si os queda algún grumo con las mismas varillas de la batidora podéis ayudaros al final para deshacerlo!.


Bien pues ya con este paso finalizado agregamos con cuidado nuestras zanahorias escurridas y ralladas a la mezcla y las incorporamos con cuidado y movimientos envolventes junto con las nueces previamente enharinadas como expliqué. Una vez esté todo bien mezclado, engrasamos bien nuestro molde de horno y con el horno ya precalentado a 180º, forramos nuestro molde con papel de aluminio por debajo y laterales en su parte exterior (para que no se nos queme y como os expliqué le ponemos una especie de sombrero de papel de aluminio con una pequeña apertura para controlarlo en su parte superior; de esta forma evitamos que el grill torre la parte superior quedando cruda la parte interior.





*Importante no abrir el horno hasta pasados unos 55-60 min. A partir de ahí es conveniente pinchar con un palillito y comprobar si ya sale limpio. Si sale limpio es que esta cocido, le retiramos nuestro sombrerito y en cuestión de 5 minutos se acaba de dorar la parte superior. Sino dejamos otro poquito más hasta que quede limpio. Dejamos fuera del horno que temple unos 20 min y desmoldamos; posteriormente lo pasamos a nuestra rejilla enfriadora o en su defecto podemos dejarlo sobre la rejilla del horno apoyada sobre unos libros. Dejaremos que enfríe bien y taparemos con papel film hasta el día siguiente cuando procederemos al relleno y decoración.











PREPARACIÓN DEL CHEESE FROSTING.


No os asustéis, parece que el mundo de las buttercreams y los cheessecreams dan miedo pero os aseguro que si seguís la receta a pies juntillas no os dará ningún problema.
Empezaremos batiendo con nuestra batidora eléctrica de varillas o robot con la pala de K o varillas la mantequilla que debe estar en  punto pomada (nunca la echéis derretida! Ni dura de la nevera!). Dejaremos batir unos 4 o 5 min. Hasta que vaya perdiendo ese tono amarillento y empiece a quedar más cremosa. Si tenemos un robot de vez en cuando con ayuda de una paleta id bajando la que se queda por los bordes y seguid batiendo.


Una vez hecho esto añadimos el azúcar glass extrafino o Icing tamizado! Y seguimos batiendo hasta que quede bien incorporado y la textura sea como la de un helado, cremosa y suave… Una vez esté bien homogenizada la mezcla y con el queso de untar bien frio de la nevera y escurrido lo echamos mientras seguimos batiendo a nuestra mezcla, junto con la esencia de vainilla o de lo que queráis y las gotitas de limón en esencia que le dará frescura ( a mi personalmente la vainilla me encanta)… y batimos durante unos segundos hasta que esté incorporado el queso, pero ojo no os paséis con el batido ahora! que puede cortarse... una vez esté bien incorporado ya la tenemos preparada!

Procederemos cortando el bizcocho en dos y rellenaremos con ayuda de una manga con nuestro frosting y unimos las dos mitades. Recordad de nivelar el bizcocho previamente si os quedó un poco panzona y colocar la parte inferior más lisita arriba!.

                                    

Una vez hecho esto empezaremos a distribuir con ayuda de una espátula nuestro frosting por toda la tarta; esta será la capa atrapa migas y recubre imperfecciones. Una vez esté  bien recubierto y nunca mancheis el frosting con la espátula llena de migas! Dejamos enfriar en el frigorífico una hora para que fije bien esa capa. Después echaremos una cantidad generosa de frosting por los laterales y parte superior e iremos alisando con la espátula. Y ya sólo queda decorar! Prometo hacer un post con la explicación sobre elaboración de rosas fondant o pasta de modelar y con royal icing o glasa real!
    
Un dulce abrazo!