Busqueda en el Blog

domingo, 20 de julio de 2014

Magdalenas integrales de centeno y semillas



Pues eh aquí una receta muy adecuada para endulzarnos de forma equilibrada nuestras mañanas, tardes o por qué no, ¡una de esas noches de magdalenas con leche fresquita!.

Los ingredientes son en general bastante sanos. Es importante poseer de ingredientes de primeras calidades ya que nuestro organismo lo agradecera. Obviamente nada que ver ni que envidiar a las magdalenas tradicionales cargadas de grasas trans, conservantes y demás productos alterados y/o harinas refinadas...

Por eso mismo y sin más dilación os indico cómo he hecho mis doce magdalenas;¡han sido todo un descubrimiento!

Ingredientes para 12 magdalenas aproximadamente:

125gr de huevo (suele corresponder a dos huevos XL)
175gr de azúcar moreno.
60gr. de Leche de arroz o (de vaca si no disponeis de leche de arroz).
190gr de aceite de girasol o aceite de oliva suave.
1 cucharadita de esencia de vainilla
Ralladura de naranja o de limón.
160gr de harina de centeno
60gr de harina integral de trigo.
8gr (medio sobre de levadura química estilo Royal)
1 pizquita de sal
Un puñadito de semillas de lino
Un puñadito de pipas de girasol.

Batimos bien los huevos con nuestras varillas o robot de cocina a una velocidad media aumentandola poquito a poco mientras incorporamos el azúcar.

Cuando la mezcla este espumando y tengamos algo semejante a una blanquilla bajamos la velocidad de la batidora de varillas o el robot e incorporamos el aceite y la esencia de vainilla junto con las ralladuras de naranja/limón.

Seguimos batiendo a velocidad media para que todos los ingredientes se integren bien. Ahora añadimos la leche de arroz sin parar de batir y agregamos las dos harinas y la levadura que habremos mezclado bien previamente con la harina. Seguimos mezclando hasta que la mezcla este bien incorporada aumentando ahora la velocidad del robot durante 4 minutos aproximadamente mientras incorporamos unas poquitas semillas de lino y pipas de girasol.

Es importante resaltar el primer paso donde batimos bien los huevos ya que conseguir una espuma bien densa será el éxito de nuestras magdalenas, siendo muy esponjosas.


Reservamos el bol tapándolo con papel film y lo ponemos en la nevera por dos horitas aproximadamente o inclusive toda la noche.


Vertemos la mezcla en una manga pastelera o un cucharon para repartirlas sobre los papeles o moldes de magdalenas. ¡Ojo! muy importante disponer de una placa apta para hornear magdalenas o cupcakes sino al verter la mezcla y ponerla en el horno nuestro papel se abrirá
y se quedara desparramado todo por el horno!.

Cuando este la masa repartida en los moldes (no sobrepasar los 2/3 del molde) espolvorearemos las semillas de lino por encima.

Deberemos tener el horno precalentado arriba y abajo a 250ºC (importante disponer de un termómetro especial para hornos ya que así nos aseguraremos que nuestro horno tiene la temperatura correcta para nuestros horneados).
Cuando vayamos a introducir las magdalenas debemos bajar el horno a 200ºC (podemos dejarlo unos minutos sólo horneando por debajo para que no se doren mucho las magdalenas). Dejamos cocer unos 14-16 min.

Eh aquí pinchamos por si a caso una magdalena pasado ese tiempo con una puntilla, si ésta sale limpia es que estan cocidas. Ahora un paso muy importante para que enfríen bien es dejarlas en una rejilla, nos puede servir una rejilla de horno. Así evitaremos que resuden mucho en la placa donde hemos cocido las magdalenas.

Pues pasado ese tiempo de enfriamiento, las guardamos en un bol hermético o tupper y a degustar! Están más buenas al día siguiente!

Recordad: Somos lo que comemos y nuestras emociones se manifiestan según lo que ingerimos. ¿Pensáis que los bollos, magdalenas, y demás bolleria industrial nos aporta algo bueno?...


Salud y felicidad!